lunes, 4 de mayo de 2009

La ventana






Cada vez que tu ventana se alumbra,
mis instintos me dominan.
Cada vez que te desnudas tras la cortina,
mis sentidos se agudizan.

Aun recuerdo el primer día que te observe, incauto y sexy, te desnudaste frente a mi ventana mientras, yo te espiaba entre las sombras siguiendo el movimiento de tus prendas al caer. La fuerza de tus brazos, la redondez de tus nalgas. Recorro imaginando el suave y delicado trazo del tatuaje que adorna tu piel con la mirada. Hombre de largos cabellos, grandes manos y gélida mirada.

Tenerte en mi cama desearía,
acariciarte y azotarte.
Tenerte entre mis piernas querría,
atarte y jamas soltarte.





by Dark Shea